Perseverance recoge la primera muestra de Marte de una nueva campaña científica

jpegPIA25688.width 1320
Esta imagen muestra el afloramiento rocoso que el equipo científico de Perseverance llama Berea. Crédito: NASA/JPL-Caltech

El rover Perseverance de la NASA descubrió y almacenó la primera muestra de la campaña científica más reciente de la misión el jueves 30 de marzo. Con cada campaña, el equipo explora y estudia una nueva área. En ésta, el rover está explorando la parte superior del delta del cráter Jezero.

Los científicos quieren estudiar muestras marcianas con potentes equipos de laboratorio en la Tierra para buscar signos de vida microbiana antigua y comprender mejor el ciclo del agua que ha dado forma a la superficie y el interior de Marte.

Tomada de una roca que el equipo científico llama «Berea», esta última muestra es la 16ª muestra de roca con núcleo de la misión (también hay muestras de regolito, o roca rota y polvo, así como la atmósfera de Marte). El equipo científico cree que Berea se formó a partir de depósitos de roca que fueron llevados río abajo por un antiguo río hasta este lugar. Eso significaría que el material podría haber venido de un área mucho más allá de los confines del cráter Jezero, y es una de las razones por las que el equipo encuentra la roca tan prometedora.

«La segunda razón es que la roca es rica en carbonato», dijo Katie Stack Morgan, científica adjunta del proyecto Perseverance en el Laboratorio de Propulsión a Chorro de la NASA en el sur de California. «Las rocas carbonatadas en la Tierra pueden ser buenas para preservar formas de vida fosilizadas. Si las biofirmas estuvieran presentes en esta parte del cráter Jezero, podría ser una roca como esta que podría contener sus secretos».

Un gran enigma es cómo funcionaba el clima de Marte cuando esta área estaba cubierta de agua líquida. Debido a que los carbonatos se forman debido a interacciones químicas en el agua líquida, pueden proporcionar a los científicos un registro a largo plazo de los cambios en el clima del planeta. Al estudiar el carbonato en la muestra de Berea, el equipo científico podría ayudar a llenar los vacíos.

«El núcleo de Berea destaca la belleza de las misiones del rover», dijo el científico del proyecto Perseverance, Ken Farley de Caltech en Pasadena. «La movilidad de Perseverance nos ha permitido recolectar muestras ígneas del suelo relativamente plano del cráter durante la primera campaña, y luego viajar a la base del delta del cráter, donde encontramos rocas sedimentarias de grano fino depositadas en un lecho de lago seco. Ahora estamos tomando muestras de una ubicación geológica donde encontramos rocas sedimentarias de grano grueso depositadas en un río. Con esta diversidad de ambientes para observar y recolectar, confiamos en que estas muestras nos permitirán comprender mejor lo que ocurrió aquí en el cráter Jezero hace miles de millones de años».


Esta imagen muestra el núcleo de roca de Berea dentro del taladro del rover Perseverance Mars de la NASA. Crédito: NASA / JPL-Caltech / ASU / MSSS

Con esta última muestra almacenada de forma segura en un tubo de muestra en el vientre del rover, el vehículo de seis ruedas continuará escalando el abanico sedimentario de Jezero hacia la siguiente curva en el lecho seco del río, un lugar que el equipo científico llama «Castell Henllys».



Paco Gil
Divulgador | admin@pacogil.me | Web | + posts

Homo Sapiens interesado por la Ciencia y la Tecnología

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

close

¿Te ha gustado este blog? Por favor, corre la voz :)