Nuevas técnicas para cultivar plantas en el espacio

03 iss068e007201
Se puede observar un cuarto de Luna sobre el horizonte de la Tierra en esta imagen tomada desde la Estación Espacial Internacional. Crédito de la imagen: NASA

Los miembros de la tripulación a bordo de la Estación Espacial Internacional llevaron a cabo investigaciones científicas durante la semana del 17 de octubre que incluyeron pruebas de nuevas técnicas para cultivar plantas en el espacio, examinar cómo una dieta mejorada puede afectar la adaptación a la microgravedad y evaluar un dosímetro de fibra óptica para medir la radiación dentro de la estación espacial.

Aquí hay detalles sobre algunas de las investigaciones con microgravedad que se están llevando a cabo actualmente en el laboratorio en órbita:

Nuevas formas de cultivar plantas

La investigación XROOTS utiliza la instalación Veggie para probar técnicas hidropónicas (a base de líquido) y aeropónicas (a base de aire) para cultivar plantas sin suelo u otros medios de crecimiento tradicionales. Los sistemas actuales de plantas basadas en el espacio son pequeños y utilizan sistemas de suministro de agua y nutrientes basados en partículas, que no funcionan bien en un entorno espacial y pueden tener problemas de mantenimiento y saneamiento. Las técnicas hidropónicas y aeropónicas podrían proporcionar una alternativa para la producción de cosechas en una escala más grande para la exploración futura del espacio. Además, los componentes desarrollados para esta investigación podrían mejorar el cultivo de plantas en entornos terrestres como invernaderos, contribuyendo a una mejor seguridad alimentaria para las personas en la Tierra. Esta investigación es solo un ejemplo de las investigaciones en curso para cultivar plantas en órbita y prepararse para vivir en otros planetas. Durante la semana, los miembros de la tripulación realizaron el manejo de fluidos e inspeccionaron los cartuchos de semillas y las plantas.

Hacia una mejor dieta espacial

Food Physiology caracteriza los efectos de una dieta de vuelo espacial mejorada sobre la función inmune, el microbioma intestinal y los indicadores de estado nutricional. La dieta puede alterarse fácil y significativamente en la Tierra o durante el vuelo y documentar el efecto de las mejoras dietéticas en la fisiología humana podría proporcionar orientación para el uso de la dieta para mejorar la adaptación a los vuelos espaciales. Pocos estudios en humanos documentan cambios simultáneos en múltiples sistemas fisiológicos relacionados con la dieta, en parte debido a la complejidad y dificultad de monitorear con precisión la ingesta dietética durante períodos prolongados.

Esta investigación podría contribuir a comprender cómo los organismos complejos se adaptan a los vuelos espaciales, y los resultados pueden apoyar el desarrollo de intervenciones dietéticas específicas y eficientes para mantener la salud y el rendimiento de la tripulación, junto con los requisitos del sistema alimentario para apoyar estas intervenciones. Los descubrimientos y análisis de este estudio también podrían tener aplicaciones científicas y médicas significativas para las personas en la Tierra. Los miembros de la tripulación realizaron informes sobre la dieta con los investigadores durante la semana.

En este enlace puede encontrar un artículo en español sobre la participación del astronauta de la NASA Frank Rubio en la investigación.

Monitoreo de radiación con fibras ópticas

Lumina, una investigación de la Agencia Espacial Europea (ESA), monitorea la dosis de radiación dentro de la estación espacial utilizando un dosímetro con fibras ópticas que se oscurecen cuando se exponen a la radiación. El dosímetro podría proporcionar mediciones de dosis fiables y en tiempo real en entornos de radiación complejos, una capacidad clave necesaria para la exploración espacial futura. Un dosímetro integrado basado en fibra que proporcione una medición en tiempo real de las fluctuaciones en los niveles de radiación ionizante también podría proporcionar la capacidad de anticipar y reaccionar adecuadamente a las llamaradas de radiación potencialmente peligrosas. Los dosímetros basados en fibra son prometedores en la industria médica y nuclear en la Tierra. Durante la semana, los miembros de la tripulación transfirieron los datos recopilados a tierra a través de una aplicación específica.

Paco Gil
Divulgador | admin@pacogil.me | Web | + posts

Homo Sapiens interesado por la Ciencia y la Tecnología

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

close

¿Te ha gustado este blog? Por favor, corre la voz :)